Fiscal de EU que liberó a Cienfuegos exoneró a responsable de escándalo Irán-Contras: Luengas (con Astillero)

El periodista Rubén Luengas, en entrevista con Julio Hernández, en su programa Astillero, destacó un aspecto poco recordado del Fiscal General de los Estados Unidos, William Barr: su responsabilidad en la exoneración de Caspar Weinberger, quien siendo secretario de la Defensa de Ronald Reagan protagonizó el escándalo Irán-Contras.

Barr ha ocupado las primeras planas desde antier por haber solicitado a una jueza de Nueva York que se desestimaran los cargos que se habían levantado en contra del general Salvador Cienfuegos. De ahí la importancia de este dato recordado por Luengas.

El caso conocido como Irán-Contras consistió en que, cuando los legisladores estadounidenses cortaron el financiamiento oficial con que el gobierno apoyaba a la guerrilla derechista conocida como La Contra en su intento de derrocar al gobierno de corte socialista encabezado por el sandinismo en Nicaragua, el gobierno de Ronald Reagan recurrió a una operación secreta mediante la cual vendió armas a Irán, que entonces estaba en guerra con Irak, este último entonces aliado de Estados Unidos, mientras que Irán era gobernado por un teocracia que se había declarado enemiga jurada del país de Reagan. Además de esa fuente de ingresos ilegales, el gobierno operó, a través de la DEA, el tráfico masivo de cocaína hacia Estados Unidos, en alianza con el cártel colombiano de Pablo Escobar, con lo que inundó de droga los barrios latinos y afrodescendientes en todo el país. El dinero obtenido en ambas operaciones se canalizó por una intrincada red de lavado de dinero internacional, hacia La Contra nicaragüense.

He ahí la importancia de la mención de Luengas, quien refirió así este pasaje de la vida pública de Barr:

“A mí me parece fundamental, muy importante, que la gente sepa que William Barr no es trigo limpio. El Fiscal General de Justicia de los Estados Unidos es la segunda vez que es fiscal. Cuando lo nombró Donald Trump se armó un verdadero escándalo en los Estados Unidos… ¿y por qué lo rechazaban?, porque él era procurador de George H. W. Bush, del papá… Qué hizo como fiscal William Barr?, se reveló el escándalo, de la era de Ronald Reagan, 1985… un escándalo que implica drogas y armas: el escándalo Irán-Contras, o Irangate… el Irán-Contras fue negociar con la gente de Irán la cuestión de armas, en fin, droga que también se realizó dentro de la propia entidad de los Estados Unidos en contra afroamericanos, latinos, en fin, para financiar económicamente a la Contra nicaragüense… William Barr es el mismo… un hombre que exoneró a su propio secretario de la Defensa, Caspar Weinberger y que ahora, curiosamente, ante una situación donde pues no solamente sabría mucho el general Cienfuegos del tema del narcotráfico, de las drogas, de las armas, evidentemente es un hombre que debe tener tremenda información, y resulta que William Barr vuelve a intervenir para que un exsecretario, en este caso mexicano, sea devuelto a México para que sea juzgado de este lado”.

Más adelante, Luengas se muestra escéptico frente a los argumentos dados por Marcelo Ebrard para el regreso de Cienfuegos a México, ya que esos mismos argumentos no han sido aplicados a otros casos emblemáticos.

Comentó Luengas: “Y ahora Marcelo Ebrard viene con el cuento en mi opinión, de que, ¿cuáles fueron nuestros argumentos?, nuestros argumentos fueron que los delitos presuntos fueron cometidos aquí, no allá; ah, bueno, pues entonces que se regresen al Chapo Guzmán, que regrese Genaro García Luna, que regrese el que fue el procurador de Nayarit, Edgar Veytia… entonces, a la luz, no de ninguna posición política como luego cada quién quiere interpretar, sino a la luz de mi conciencia, yo digo: ¿ante qué estamos?… ¿no hay nada qué esconder?, yo lo dudo, yo creo que aquí hay mucho… yo no lo veo como un triunfo, lo veo como la responsabilidad que entonces acá tendrían de demostrar la inocencia o la culpabilidad, pero con pruebas, del general Cienfuegos… acá llega a un ámbito donde si se pasa por la instancia civil y si se pasa por los tribunales civiles de México pues tenemos una corrupción en el aparato de justicia en México, tremendo, tremendo, y francamente sería un parteaguas en la historia de México que acá se le juzgara y se le demostrara su culpabilidad, o se demostrara su inocencia, pero de veras demostrada, y no nada más porque lo dijeron unos jueces”.

[Entrevista completa en el video anexo a esta nota]